Orientación Integral

La Orientación Integral puede ser terapéutica o bien orientada a un objetivo de crecimiento personal, por ejemplo, la mejora del rendimiento académico. Nuestro método se fundamenta en el abordaje simultáneo de los aspectos psicológicos y médicos o metodológicos de un problema individual, genera sinergias que aumentan su eficacia.

Por ejemplo, en los trastornos psicosomáticos, el trabajo en equipo de un psicólogo y un médico evita errores diagnósticos y facilita la solución del problema. El tratamiento del tabaquismo, donde se produce una fuerte interacción entre factores somáticos y psicológicos es el paradigma de la Orientación Integral Terapéutica. Dejar de fumar no es sólo conseguir unos meses de abstinencia: es aprender a vivir sin tabaco, evitando recaídas futuras y controlando el peso y la ansiedad. 

Utilizamos tratamientos fundamentados en la evidencia científica y, al mismo tiempo, fomentamos el autoconocimiento y el análisis positivo de la realidad. Te ayudamos a que tomes el control de tu vida, cambiando aquellas conductas que quieres cambiar para que, en poco tiempo, ya no nos necesites.